El empaste dental es un tratamiento común para tratar las caries dentales. El dolor después de un empaste dental o la sensibilidad causada después de un diente empastado puede tener su origen en varias causas. Por tal motivo, es vital acudir inmediatamente al dentista para un diagnóstico y solución en el corto plazo.

¿Puede haber dolor después de un empaste dental?

Sí. Algunas de las causas son las siguientes:

1. Contacto prematuro de oclusión: Cuando el odontólogo realiza el empaste dental para tratar una caries, en una parte del proceso coloca un papel de color en tu boca y te pide que muerdas para ver si te sientes cómodo o si tus dientes chocan entre sí. En ésta parte siempre debes estar seguro de tu respuesta (aunque esto puede ser difícil cuando tienes la boca dormida), pues el dentista debe estar seguro que se da una oclusión correcta con los demás dientes. El dolor muchas veces se da porque esta oclusión no se da, el empaste queda alto y roza.

2. Empaste dental cerca del nervio: Otra de las razones es cuando el empaste es demasiado grande y queda muy cerca del nervio, sin lugar a dudas causará dolor.

En el primer caso, la solución es simple, solamente se deberá realizar un reajuste del empaste y todo se solucionará.

En el segundo caso se requiere un procedimiento más complejo como una endodoncia, que consiste en para descartar la pulpa del diente y cerrar los conductos. Muchos dicen que se trata de matar el nervio del diente.

Cualquiera que sea tu caso, debes ir al dentista para un diagnóstico y solución oportuna.

Esperamos haber aclarado todas tus dudas sobre dolor después de un empaste dental. Si no es así, ya sabes que estamos a tu disposición para lo que necesites. Será un placer atenderte.